¿Todavía te dejan caminar de frente, mirando a tu entorno?

El Roto - El País - 06.03.2016
Esa manía que tiene El Roto de amargarnos nuestra forma de pensar es de premio. Nos castiga con hacernos pensar ¿no es para premiarlo por eso? Efectivamente caminamos de espaldas, no sé si para no mirar hacia dónde nos dirigimos o para no ver lo que estamos dejando en los laterales o tal vez para no contemplar el sufrimiento de los que creemos diferentes a nosotros. Pero lo cierto es que no queremos mirar cuando estamos despiertos, sólo deseamos soñar pues en los sueños dominamos y elegimos, podemos soñar con lo que nos dé la gana. O al menos eso creemos. Si eres de los que avanzan de frente, tranquilo, pronto cambiarás tu forma de andar. O te la cambiarán.


No hay comentarios:

Publicar un comentario