15.2.13

Isabel y Diego murieron en Teruel por amor. Diego e Isabel siguen vivos.


Isabel posó sus labios sobre el cadáver de Diego, ya muerto por la negación de un beso, y murió sobre él atrapada por el amor no permitido desde su familia.
Es una leyenda, pero es sobre todo amor, es poesía, es entrega y vida entre la muerte. Lo de menos es la autenticidad de la historia, lo que llega y queda es el mensaje de amor,  el compartir incluso la muerte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario