Cartel de Zahara que ya está censurado


En esta España rara y viejuna, rancia y reprimida además de algo deprimente, ir buscando tres pies al gato es un lema de campaña política para convertirnos en Chile o en cualquier país africano sin derechos libres. Jugamos a llevar a los tribunales todo lo que se menea, incluso las obras de Arte o los Carteles, o los Lemas o las Frases. Sean del color que sean. Nos gusta prohibir y sobre todo nos gusta que nos lo prohiban.

Tras la censura del pezón con forma de ojo del cartel de la última película de Almodovar, ahora le ha tocado a un cartel de la cantante Zahara. Dicen que es insultar a la Virgen, cuando a mi simplemente me parece un montaje artístico. Debo estar imbécil.

¿Es la Corona sobre la cabeza, los rayos rojos o es el niño sobre el pecho? ¿No será la palabra Puta como lema en la cinta azul? Vemos fantasmas y lo curioso es que nos quieren obligar a verlos a todos los demás. Al final lograrán que odiemos a las Vírgenes, si las hubo algún día.


No hay comentarios:

Publicar un comentario