Salvador Dalí y una sección de su obra "Idilio atómico y uránico melancólico"


A veces una sola obra de Arte contiene muchas obras de Arte. Hay pintores como Dalí que en una sola de sus obras esconden, queriendo o sin querer, varias obras de arte que se pueden contemplar como secciones del todo de la obra. Salvador Dalí es uno de ellos. Sus obras son historias compuestas de varias escenas. El surrealismo es uno de las disciplinas que mejor permite esto, contar historias completas a través de diversas escenas que se unen en un lienzo, como si fuera una obra de teatro donde se pudieran contemplar diversas escena e ir pasando de una a otra según cambias tu punto de vista.

Estos procedimientos tienen una curiosidad añadida para el espectador. Según el día, el tiempo en el que contemplas una escena, te atrapa una u otra. El Jardín de las Delicias de El Bosco sería otro de esos ejemplos de historias en una sola obra, que según el día, el tiempo, te atrapa o te fijas en una parte o en otra.

Esta obra que vemos arriba es una sección del cuadro "Idilio atómico y uránico melancólico" pintado por Salvador Dalí en el año 1945, en los mejores años 40 del artista de Figueras. En esta obra hay al menos seis secciones diferentes en donde poner la mirada. Según de qué forma estés en el momento de la visita se te irá la mirada hacia una zona o hacia otra de esta obra de Dalí. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario