2.9.15

Llámame, pero sin elle

Entre el batiburrillo de los mensajes de pared, a veces, uno se encuentra con frases hermosas, curiosas, simpáticas, que demuestran no solo originalidad sino buen gusto y sentido de saber jugar con las palabras. Entre tanto barullo que sobresalga una simple frase es un éxito para el escribidor.

"Llámeme, pero sin elle"

No hay comentarios:

Publicar un comentario