23.10.17

Verdulerías de campo, mercadilleando


En los mercadillos, junto a las telas de saldo y los vaqueros sin talla, hay que vender frutas y verduras, para que sea considera el mercadillo con sabor de antaño. Todo revuelto en el aire, pero todo separado en sus estantes fáciles de montar y desmontar. Y todo barato, muy barato.



No hay comentarios:

Publicar un comentario