26.12.17

Señora ajena a sus peligros peligrosos

Creo que habría que advertir a esta señora descansada…, que por mucha bolsa de colorines que lleve a su vera, por mucho equipaje que le acompañe en la vida, estar tan cómodamente sentada esperando a que corten la cinta roja no es un buen inicio de día.

¡¡Alma de cántaro!! acaso no ves que la cinta ya lleva un nudo, que la han cortado en más ocasiones, y que tras la puerta está el vacío a donde tiran a señoras descansadas?

No hay comentarios:

Publicar un comentario